Archivo de la categoría: Actividades

Andalouse

Estándar

Hola a todos y todas. Os dejo la nueva canción Andalouse de Kendji Girac para que busquéis qué frase comparativa encontráis en ella. (No vale buscar la letra) Por cierto, no es “la lettre de la chanson” (eso sería la carta de la canción) sino “les paroles de la chanson” (literalmente, las palabras de la canción).

Aunque no imparto clases al alumnado de etnia gitana del I.E.S San José espero que algún día escuchen la canción y me dejen algún comentario si les gusta.

Hasta pronto.

 

Anuncios

Voluntariado en Guinea Ecuatorial

Estándar

Hola a todos y a todas. Hoy empieza un nuevo curso y después del descanso del verano no quiero dejar de alimentar este blog con nuevas propuestas para seguir trabajando la interculturalidad en el aula. Algunas de las experiencias del Proyecto Cruzando el Estrecho que llevamos a cabo el curso pasado no se recogieron en el blog así que ahora es el momento de ponerlo al día además de mostraros muchos otros documentos interesantes.

En esta entrada quiero hacer una pequeña reflexión sobre las oportunidades tan diferentes que tienen las personas de formarse y de acceder a la educación. Aquí en España quizás nos parezca evidente que todos los niños y niñas puedan ir al colegio. A veces, vemos en la televisión casos en los  que deben caminar varios kilómetros para acceder a la escuela y deben levantarse muy temprano para poder estudiar. Evidentemente existen casos en nuestro país en los  que no siempre se dan las condiciones idóneas para el estudio,  pero si lo comparamos con otros países podríamos pensar que tenemos mucha suerte.¡Mucha, mucha suerte!

Con las imágenes que os voy a mostrar a continuación, sobre un verano que pasé en Lea (Guinea Ecuatorial), me gustaría transmitiros lo que sentí durante mi estancia. En todo momento, tenía en mente a los alumnos y alumnas que tenía en España y la  manera en que  podría transmitirles la suerte que tenían asistir a un colegio con los medios que tenían y aunque parezca raro, con personal de limpieza que hacía posible que cada mañana se encontraran el aula limpia para empezar el día. Parece evidente de nuevo, pero en este colegio en el que estuve,  era el alumnado el que se encargaba de limpiar el colegio.  Aquello impactó al verlo y  me quedé admirada al ver los turnos de limpieza que organizaban cuando terminaban las clases de la mañana. También se me vino a la cabeza aquellas familias que aquí ponen el grito en el cielo porque le hemos dado una escoba a su hijo o hija porque ha ensuciado voluntariamente su clase. Está claro que son dos mundos diferentes tanto en lo que se refiere a las familias como al alumnado. Al menos, el alumnado que yo conozco que no es diferente del alumnado del que yo formé parte en su día.

Mi labor, durante ese verano,  fue la de impartir clases a alumnos y alumnas que habían suspendido la asignatura de lengua y literatura castellanas. De repente, todo el mundo escuchaba mis explicaciones. Lo que en España explicaba en tres sesiones, allí lo hacía en una. El interés por aprender era algo generalizado aunque las circunstancias personales y familiares de estos estudiantes no siempre eran las más ideales. Para ellos, eran circunstancias de la vida, para nosotros hubiera sido un drama.

Además de estas clases, el grupo de cooperantes que fuimos también impartimos diversos talleres para que estos alumnos y alumnas lo impartieran a su vez a cursos inferiores como actividad extraescolar por la tarde. Uno de estos talleres fue la confección de carteras de papel.  Yo me llevé una treintena de carteras plastificadas hechas con recortes de revistas, que una clase del Colegio La Salle Buen Consejo de Puerto Real había realizado en la clase de tecnología. En algunas de las fotografías podréis verlas y también podréis ver a Djieni que, con un cordón, se hizo un bolsito que no se quitó en semanas. Djieni, junto a Kely y Experta, venían todas las tardes voluntariamente para que me sentara con ellas a hacer actividades de lengua y matemáticas. Recuerdo a mi vuelta, cuando enseñé las fotografías a quienes habían confeccionado esas carteras, la ilusión que les hizo saber que allí habían dado tanto valor a algo tan insignificante para ellos. También se sorprendieron mucho al ver lo contentos que estaban un grupo de niños y niñas con los globos que les habíamos llevado. Recuerdo cuánto lloró una de ellas cuando se quedó sin globo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

He enseñado algunas de estas fotografías a clases intentando motivarles y hacerles ver lo que yo vi y lo que yo sentí. Pero ellos y ellas no lo han vivido y por lo tanto no lo pueden entender de la misma manera. Siempre me queda la esperanza de que al menos alguien haya valorado, ese día,  lo que aquí tiene: una amplia comunidad educativa que hace lo posible por darle una formación de calidad.

También quiero dejaros la dirección de este blog donde hay una entrada que viene al hilo de lo que acabo de contaros y donde encontraréis fotografías impactantes sobre lo que deben sufrir algunos niños y niñas para ir al colegio. La entrada se titula Papá , hoy no tengo ganas de ir al coleEs una entrada interesantísima que os recomiendo que no os perdáis. Esta es la introducción: “Querida Irene. Tengo cinco minutos para que te arrepientas de lo que acabas de decir y recuerdes esta historia cuando te asalten de nuevo las dudas. En algún lugar del mundo y de la historia un puñado de niños como tú se juega la vida diariamente para poder llegar a la escuela y recibir una educación infinitamente peor que la tuya. Puentes a punto de venirse abajo, campos minados, acantilados desmembrándose, piquetes racistas, guerras que no son suyas… Una aventura de riesgo solo para poder sentarse en sus pupitres ¿No me crees? Mira.”

Merece la pena leerlo porque os sentiréis más afortunados y afortunadas que hace cinco minutos. Os lo aseguro.

Os deseo un buen comienzo de curso. No olvidéis que con el trabajo diario es como se consigue llegar a la meta sin dificultad.

Donación* a la asociación Al-amal

Estándar

Hola a todos y a todas. Con esta entrada quiero informaros de que ya he realizado la donación a la asociación Al-Amal como acordamos en clase. Os doy las gracias porque cuando os propuse donar el dinero que había sobrado de la excursión fue unánime vuestra respuesta. Todos y todas dijisteis que sí, que queríais colaborar con la asociación. A algunos/as alumnos/as de 3º de E.S.O no me dio tiempo de preguntaros porque acabaron las clases pero estoy segura de que también estaríais de acuerdo. Para nosotros es un pequeño gesto  pero probablemente para quienes lo necesitan no.

Estoy muy orgullosa de vosotros/as y de la solidaridad que habéis demostrado tener. Creo que hemos aprendido mucho juntos este año. Gracias por ser como sois.

Si queréis tener más información sobre la asociación pinchad aquí. Os lo recomiendo. Además hay un enlace a nuestro blog donde también hablan de nosotros. Os puedo decir que me he emocionado al leerlo. Todo lo que encuentre sobre nosotros os lo iré poniendo en los comentarios para que sepáis las cosas bonitas que dicen de nosotros. Gracias a todos y a todas:

“Dejamos enlace a un blog educativo donde se menciona nuestra asociación. Gracias a Sandra Campos por inculcar a sus jóvenes alumnos mucho más que lo que dicen los libros”  Ningun niño sin techo – Centro de Acogida de Menores Al Amal – TANGER

Los alumnos y alumnas que han participado han sido: De 1º A de E.S.O: Elena Ángel, María Cesárea Cabrera, Alejandro Cala, Matilde Cancela, Ana Cárdenas, Santiago Chamorro, Manuel J. Chamorro, Manuela Diosdado, José Miguel Galafate, Ana Herrera, Aurora Millán, María Moreno, José Nuñez, Miriam Oliveros, María Pazos, Manuel Ramírez, Ana Robredo, María Moreno, Lucas Sánchez, Lucía Tejero y Antonio Varela.

De 3º de E.S.O: Juana Ángel, Teresa Caballero, Rocío Cabrera, Batul Mohamed, Maribel Caro, Andrea Caro, Alicia Fernández, Lara Ferreño, Rubén García, Antonio Gil, Antonia Luna, Sarai Oliveros, José Pulido, Daniel Romero, Pepa Romero y Miguel Caro.

*( El importe de la donación ha sido de 70 euros: cada uno de vosotros/as ha aportado 1,40 más un poquito que he puesto yo)

Por fin llegó el día… del encuentro

Estándar

Después del intercambio de cartas en el que el alumnado ha podido conocerse un poco, llegó el día tan esperado. El de vernos de verdad, el de dejar de imaginarnos cómo era la persona que desde el otro lado del Estrecho se escribía con nosotros. El tiempo que hemos esperado en el Alcázar de Jerez a que llegara el grupo de Marruecos del Colegio Luis Vives estuvo marcado por los nervios. Cada vez que se acercaba un grupo a la puerta del Alcázar todo el grupo español se ponía nervioso. Durante un buen rato la conversación entre ellos y yo fue:

-¡Ahí están, ahí están! Sandra, ¿son ellos?

-¡No, no son ellos!

-¿Y cuándo van a venir?

-Seguro que están al llegar.

-¿Son esos? Sandra, ¿son esos?

-Nooooooo.

Hasta que llegaron. Pasamos un día muy bonito juntos. Ellos y ellas disfrutando, haciéndose preguntas, curioseando sobre sus vidas. Nosotras, las profesoras, valorando lo que en un sólo día se conseguía y olvidando las horas de trabajo que habíamos dedicado a ese encuentro. Ojalá algún día podamos devolverles la visita. Ojalá algún día puedan enseñarnos su país, Marruecos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Fotografías tomadas con autorización parental

Las cartas viajeras cruzan los Pirineos (II)

Estándar

Las cartas de los alumnos y alumnas franceses llegaron enseguida. Se armó un gran revuelo cuando se dieron cuenta de que el sobre que tenía encima de mi mesa era el que contenía las cartas para ellos. Las recibieron con mucho entusiasmo y las leyeron también con mucho interés aunque lo que más interés despertó, para no mentir,  fue la foto que enviaron dos chicas. Podéis comprobarlo en  la fotografía en la  que están agrupados.  El alumno recibió felicitaciones por haber tenido tanta suerte. Fue un momento bastante gracioso.

Puedo decir que, en general,  fue una actividad muy bonita y que disfruté mucho viendo sus caras de alegría. Espero que algunos de ellos y ellas puedan seguir en contacto.  Gracias de nuevo a M. Dulou y a su alumnado por haber participado con nosotros.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Las cartas viajeras cruzan los Pirineos

Estándar

Cuando los estudiantes de 4º tuvieron conocimiento del intercambio de cartas de otros estudiantes del centro con alumnos y alumnas marroquíes me pidieron hacer la misma actividad. En este caso, decidí entregar las cartas a mi amigo M.Doulou que es profesor de un instituto en París, el Hélène Boucher, para que se las diera a su  alumnado. Él ha decido hacer el intercambio con la clase de Seconde 11.  Aquí tenéis la prueba de que las cartas han llegado a su destino. En primer plano están vuestras cartas, en segundo plano el río Sena con el famoso Bateau-Mouche navegando en sus aguas y al fondo la catedral de  Notre Dame de Paris, escenario de la obra del escritor Victor Hugo. Si algún día queréis os cuento mi historia con el Bateau-Mouche cuando estaba en primaria.

Y aquí podéis ver que  M. Dulou ha cumplido con su parte del acuerdo y se las ha entregado a sus alumnos y alumnas. Dentro de muy poco ya podréis leer las respuestas a vuestras cartas. Aprovecho para dar las gracias a los alumnos y alumnas Seconde 11 por participar en este actividad con el I.E.S Alventus, Así tendréis la oportunidad de conoceros mejor.

Fotografía enviada por el profesor M. Dulou del Instituto Hélène Boucher

El buzón de la amistad

Estándar

Hace unos días,  recibimos las cartas de los alumnos y alumnas del colegio Luis Vives de Larache. El alumnado español de 1º, 3º de E.S.O y 1º de Bachillerato esperaba ansioso a que llegara ese día.  ¡Y por fin llegó!  En un principio, pretendía darles una sorpresa puesto que envié las cartas de 1ºA sin que lo supieran. Los demás cursos sí lo sabían. Aprovechando que estábamos dando la estructura de la carta les dije que tenían que escribir una  para algún niño o niña de otro país. Pero la sorpresa me la llevé yo porque las nuevas tecnologías hacen milagros y en cuanto llegaron las cartas a Marruecos bastaron unas horas para que se estableciera el contacto entre ellas. ¡Qué maravilla de comunicación! Aunque… mi sorpresa se fue al traste.

Aquí tenéis el buzón de la amistad que os permitirá responder a las cartas que habéis recibido.  Desde la otra orilla podrán contestaros. Espero que esta comunicación que habéis establecido por carta dure mucho tiempo y que podáis crear lazos de amistad verdaderos. Podéis responder dejando un comentario como hacéis habitualmente.

Los padres y madres de los alumnos y alumnas también pueden utilizar el buzón para dar su opinión sobre la actividad que estamos realizando.

imagen: cerámicas Alicia Guerrero